Efemérides, Que sabes de...
Comment 1

Rafael de Riego, ¿Monárquico o republicano?

Como ya hicieran con la bandera inconstitucional que usan los seguidores del régimen extremista y radical que se impuso en España en el año 31, y nos condujo a la Guerra Civil con el objetivo de imponer el sistema Comunista en España, y de igual forma hacen los secesionistas catalanes con Rafael de Casanova, que fuera Monárquico y leal a su Patria, España, la memoria, los actos y la vida de Rafael del Riego, son igualmente manipuladas, aunque lo más grave del asunto, es que al igual que ocurre con la bandera de tres franjas, con Casanova y con otros ejemplos más, un porcentaje mínimo, que nos atreveríamos a decir que no supera el 0,1%, ni tan siquiera sabe quien fue Rafael del Riego, aunque usen su himno de manera torticera y manipulando la memoria del Liberal, español y Monárquico.

Hagamos un poco de historia, y veamos quien fue el Teniente Coronel Rafael del Riego.

Nació en Tuña, (Asturias) el 7 de abril de 1784, falleciendo en Madrid un 7 de noviembre de 1823. Nació en el seno de una familia hidalga. Tras su paso por la Universidad de Oviedo, en la que se graduó por «Leyes y Cánones» en 1807, se alistó en la Guardia de Corps, regimiento de la Casa Real más cercano al Rey. Fue enviado prisionero a El Escorial en Abril de 1808 por el General Francés Murat tras la invasión francesa de España, pero logró escapar y se marchó hacia Asturias, donde su padre había sido nombrado miembro de la Junta Suprema de Asturias.

El 8 de agosto de 1808, asciende al grado de Capitán de la división del General Acevedo, siendo nombrado al poco tiempo su ayudante. El día 10 de noviembre de 1808, toma parte de la batalla de Espinosa de los Monteros, en Burgos, donde las tropas españoles sufren una impotente derrota.

Fue hecho nuevamente prisionero el 13 de noviembre de 1808 al intentar salvar la vida de General Acevedo, siendo deportado después a Francia, donde conoce las teorías liberales. Al ser liberado, entra en contacto con la masonería en Francia. Viajó por Inglaterra y Alemania, regresando a España en 1814 y reincorporándose al ejército con el grado de Teniente Coronel.

A lo largo de los seis años que duró el gobierno absolutista del Rey Fernando VII, se une a la masonería y conspira con los liberales para reinstaurar la Constitución Monárquica de 1812.

En el año 1819, se une en Andalucía al ejército destinado a sofocar la sublevación de las colonias en América. Riego, que estaba al mando del 2º batallón asturiano, aprovecha junto con varios oficiales a proclamar la Constitución de 1812, alzándose en Cabezas de San Juan, Sevilla, el 1 de enero de 1820. Allí, arengó a sus partidarios con la siguiente proclama:

España está viviendo a merced de un poder arbitrario y absoluto, ejercido sin el menor respeto a las leyes fundamentales de la Nación. El Rey, que debe su trono a cuantos lucharon en la Guerra de la Independencia, no ha jurado, sin embargo, la Constitución, pacto entre el Monarca y el pueblo, cimiento y encarnación de toda Nación moderna. La Constitución española, justa y liberal, ha sido elaborada en Cádiz, entre sangre y sufrimiento. Mas el Rey no la ha jurado y es necesario, para que España se salve, que el Rey jure y respete esa Constitución de 1812, afirmación legítima y civil de los derechos y deberes de los españoles, de todos los españoles, desde el Rey al último labrador (…)
Sí, sí, soldados; la Constitución. ¡Viva la Constitución! 

Ni una sola señal indica que Riego fuera o tuviera ideas republicanas, pero eso no les interesa a los partidarios del nefasto y criminal periodo de la segunda república, que obvian sus sentimientos monárquicos y liberales, tanto uno como el otro, totalmente contrapuestos a los principios de pensamiento único, eliminación de libertades e imposición del comunismo que encarna el régimen de la II república en España.

Tras proclamar la Constitución Monárquica de 1812, se trasladaron a Arcos de la Frontera deteniendo allí al General en Jefe del ejercito expedicionario, Conde de Calderón. Las tropas de Riego se dirigieron por varias ciudades andaluzas, pensando en comenzar un levantamiento, pero se encontraron con la indiferencia del pueblo. El pronunciamiento no fue nunca sofocado, pero tampoco hizo falta porque no encontró el apoyo que esperaban, por lo que el 11 de marzo, lo que fue quedando de la columna de Riego se disolvió. Su levantamiento si tuvo graves consecuencias en América ya que favoreció el avance de los movimientos secesionistas de las provincias españoles en Sudamérica.

Acabando el camino que había iniciado el día 1 de enero, se produjeron levantamientos similares en Galicia, donde se proclamó en la Coruña, Ferrol y Vigo la constitución Monárquica de 1812. El 7 de marzo de 1820, el Palacio Real de Madrid es rodeado por una multitud, y a pesar de que el Rey Fernando VII contaba con la adhesión de tropas suficientes para hacerles frente, este decidió firmar un decreto el día 10 de marzo en que se pone de manifiesto su apoyo a la constitución: «Marchemos francamente, y yo el primero, por la senda constitucional». Comienza así el Trienio liberal.

El gobierno liberal nombró a Riego Mariscal de Campo, para posteriormente nombrarle Capitán General de Galicia. Nunca llegó a ocupar el puesto, ya que fue destituido por una falsa acusación de republicanismo, cuando jamás estuvo cerca de esa postura. En noviembre de 1820, ocupa la Capitanía General de Aragón, trasladándose a Zaragoza.

Tras el complot republicano del 4 de setiembre de 1821, Riego es destituido y destinado a Lérida y después a Castellón de Farfaña. En Marzo de 1822 es elegido diputado por Asturias y designado Presidente de las Cortes Generales. Los liberales radicales comienza a intentar incendiar las calles, arrastrando a los moderados de Francisco Martínez de la Rosa. En el año 1822 comienzan las primeras revueltas en Madrid, le siguieron Navarra y Cataluña, donde se enfrentaron con partidas realistas.

Por su parte, Fernando VII reclamó ayuda extranjera para restablecer su poder absoluto. En octubre de 1822, en el Congreso de Verona, la Santa Alianza encargó a Francia la tarea de restablecer en España la Monarquía absoluta. El 7 de abril de 1823, el Duque de Angulema cruza la frontera española por el Bidasoa con un ejército, conocido como los Cien Mil Hijos de San Luis, que establecieron de nuevo a Fernando VII como Monarca Absoluto.

Riego huyó a Cádiz, donde se unió a la mayoría liberal de las Cortes Generales para intentar organizar la resistencia. La reorganizó en Andalucía como General en jefe del III Cuerpo del Ejercito, e hizo frente a los franceses. En la “batalla de Jódar”, Jaén, fue derrotado el 14 de septiembre. El día 15 de septiembre fue entregado por sus propias tropas y hecho prisionero en Arquillos (Jaén).

Fue trasladado a Madrid, donde pidió el perdón y clemencia del Rey y de todos aquellos a los que hubiera ofendido en una carta publicada por la Gaceta de Madrid. Fue en vano su declaración, ya que fue declarado culpable al haber sido uno de los diputados que votaron a favor de la incapacitación del Rey. El 7 de noviembre de 1823, Rafael de Riego fue llevado al patíbulo en la Plaza de la Cebada de Madrid, y ejecutado por ahorcamiento para posteriormente ser decapitado, entre los insultos de la misma población madrileña que poco antes le había aclamado.

Monárquico convencido y defensor de las ideas liberales moderadas, quiso establecer en España una Monarquía similar a la Británica, pero jamás abrazo las ideas republicanas y mucho menos las radicales que impusieron los segundo republicanos, porque Rafael de Riego creía firmemente en la libertad y la justicia, algo contrapuesto a las ideas de los radicales que impusieron el régimen del 31, que llevaron a España a su época más negra, criminal y nefasta, y provocaron una guerra civil que pretendía usar como excusa para imponer la dictadura comunista en España.

Anuncios

1 comentario

  1. Gracias por el escrito. VERDE – VIVA EL REY DE ESPAÑA. Ojala si tuvieramos monarquía aqui en EEUU en especial la comunidad latina en EEUU y America Latina

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s